Servicios

Tips para independizarte

27 Abr , 2018  

Si tu idea es independizarte, te felicitamos ya que hoy en día muchos adultos jóvenes optan por vivir con sus padres hasta donde ellos se los permitan, sin embargo, esto no es malo, pero tampoco bueno, ya que no valoran los gastos que sus padres hacen por ellos y el día en que ellos les falten, no sabrán darles solución a sus problemas, como, por ejemplo, tendrán que gastar en lavanderías y tintorería a domicilio porque nunca supieron lavar y planchar su ropa.

Si deseas independizarte y forjar tu futuro económico, la Condusef te recomienda:

  • No te apresures y planea. Ponte un plazo para salir de la casa de tus padres: 3 ó 5 años. Puede parecer mucho tiempo, pero vivir con tu familia te da la ventaja de ahorrarte los gastos que tendrías que asumir al 100% si vivieras solo: renta, alimentación y servicios.
  • Abre una cuenta. Deposita un porcentaje de tus ingresos (proveniente de tu salario, si ya trabajas o, bien, de tu mesada) igual a la cantidad que destinarías al pago de los servicios y necesidades mencionadas en el punto anterior.
  • Controla tu cartera y bájale a los gastos. Quedarte con tus padres no significa tener cero responsabilidades; ayúdales a cubrir los servicios básicos o la compra de víveres.
  • Hazte cargo de tus gastos. La mejor forma de controlarlos es a través de un presupuesto. Anota tus ingresos y egresos: las deudas (si las tienes), las salidas con tus amigos y la compra de comida en la calle, café o revistas. La idea es eliminar lo innecesario y economizar.
  • Haz crecer tus ahorros. Una vez que hayas adoptado tal hábito, puedes destinar tu dinero en fondos o sociedades de inversión, en el programa Cetesdirecto o en aportaciones voluntarias a tu Afore.
  • Busca un empleo. Esto es clave para lograr la independencia, sólo procura que sea al final de tu carrera. De esta manera tendrás un mayor ingreso y facilidades económicas para iniciar tu nueva vida.
  • Ponte metas y cúmplelas. Sé disciplinado y al término del plazo –de tres o cinco años– para dejar la casa de tus papás, ya debes contar con el dinero para cubrir el depósito y la renta de un departamento y, si se puede –¿por qué no?–, el enganche de tu vivienda.
Comentarios