Los usos más comunes aplicados a los tapetes rizo son:

1. Como tapete promocional: Una de las formas más vistas de estos tapetes rizo es con logotipos de marcas y/o empresas, pues gracias a la increíble resistencia de estos tapetes es posible utilizarlos en entradas de todo tipo y mantener su excelente desempeño por un largo tiempo, además, cuando se trabaja un logotipo en esta clase de tapete, el logo es cortado pedazo por pedazo, dependiendo de los colores y adherido a la base.

2.  Tapete de Entrada: Su uso más sencillo es como un tapete de entrada, su versatilidad en colores, hace de los tapetes espagueti un producto económico y versátil que se ajusta a la decoración del lugar, además puede utilizarse en interiores y exteriores.

3. Como piso para área de alberca: Otra modalidad de estos tapetes espagueti es, gracias a su ilimitado tamaño bajo pedido, como un piso para instalar alrededor del área de la alberca ya que otra característica de estos tapetes es que puede llevar o no base de PVC, por lo tanto, al utilizarse en la alberca el tapete espagueti sin base puede drenar perfectamente el agua de los pies mojados.

Teniendo ya claro el uso de los tapetes espagueti, ahora podríamos preguntar ¿por qué cortar uno de estos tapetes? Bueno la respuesta es sencilla; al ser tan versátiles pueden acabar su vida con un uso diferente al que empezaron, por ejemplo, podrían haber sido un piso para la alberca y después de un tiempo se decidió cortarlo y utilizar los fragmentos como tapete de entrada.

¿Cómo cortar los tapetes rizo?

En realidad el corte de los tapetes rizo es muy sencillo, pues bastará con medir el área que se desea cortar, marcar con un gis o plumón (por la parte de la base se puede hacer con un simple bolígrafo) y utilizar un cortador bien afilado (cutter).