aparatos para sordera severa

Salud

Datos sobre la sordera

14 Ene , 2020  

aparatos para sordera severa

Según la definición que da la Organización Mundial de la Salud, la sordera es “la pérdida total de la audición en uno o ambos oídos. La pérdida de la audición se refiere a la pérdida de la capacidad de oír, bien sea total o parcial”.

Aunque el número de personas que padecen esta enfermedad ha aumentado en los últimos años, el 50% de las pérdidas de audición es prevenible, incluso, aquellas personas que ya están diagnosticadas, pueden mejorar su calidad de vida con medicamentos, cirugías y el uso de aparatos para sordera severa u otros dispositivos.

Existen diferentes tipos de pérdidas auditivas, las cuales se clasifican dependiendo del momento de su aparición, de su localización y del grado de las mismas. Estas son:

Por el momento de adquisición:

  • sordera prelocutiva: la pérdida auditiva se presenta en los bebés y niños, ya que se adquiere antes de que se haya desarrollado el lenguaje.
  • sordera postlocutiva: la pérdida auditiva aparece cuando ya se ha aprendido el lenguaje.

Por la localización de la lesión:

  • de conducción o de transmisión: se presenta por alteraciones en la transmisión del sonido a través del oído externo y medio.
  • de percepción o neurosensorial: por lesiones en el oído interno o en la vía nerviosa auditiva.
  • mixta: cuando la causa combina las dos anteriores.

Por el grado de pérdida auditiva (esta clasificación pertenece al Bureau Internacional de Audifonología)

  • pérdidas leves: la pérdida de audición se sitúa entre 20 y 40 dB.
  • pérdidas medias: la pérdida auditiva se encuentra entre 41 y 70 dB.
  • pérdidas severas: la pérdida auditiva se sitúa entre los 71 y 90 dB.
  • pérdidas profundas: la pérdida auditiva se sitúa entre 91-100 dB

Las consecuencias que tiene la sordera no sólo se quedan en la incapacidad de oír bien, sino que abarcan también el desarrollo comunicativo y lingüístico de la personas; sin embargo, dependiendo del momento de su aparición, la localización de la lesión y el grado de la pérdida de audición, el paciente recibirá el tratamiento audioprotésico y rehabilitador que necesite.

Es muy importante recibir el procedimiento adecuado con el fin de que el paciente con discapacidad auditiva pueda desarrollar con mayor facilidad, y de manera más natural, todas sus capacidades y habilidades cognitivas, comunicativas y lingüísticas, para no detener su vida diaria.

Asimismo, se debe tener presente que cualquier trastorno en la percepción auditiva de un niño, incluso a una edad muy temprana, afectará su desarrollo lingüístico y comunicativo, sus procesos cognitivos, y su posterior integración escolar, social y laboral. por esta razón, es muy importante acudir al pediatría en caso de percibir algún problema.

 

Comentarios
¿Te ha gustado el artículo?
[Total: 0 Average: 0]

, ,