Cultura,Curiosidades,Peluches,Record Guinness

El peluche más grande del mundo es mexicano

6 Sep , 2019  

diseño de peluches

Los niños aman los peluches, pero también los adultos, porque son uno de los regalos favoritos para dar en ocasiones especiales como el Día del Amor y la Amistad, Día de la Madre, incluso, en un cumpleaños. En México, existe un lugar experto en el diseño de peluches y, en abril de 2019, ganó el Récord Guinness por el oso de peluche más grande del mundo.

El municipio de Xonacatlán, en el Estado de México, es conocido como “la tierra del peluche” mexiquense, ya que fabrica la mayoría de los peluches que podemos encontrar en todo el país. Este pueblo inició el negocio con la familia Ortíz Bustamente, pero a lo largo de 28 años, se han unido más de 400 familias, las cuales cuentan con su propio taller para la elaboración de los peluches.

El domingo 28 de abril de 2019, Xonacatlán, también llamada “ciudad peluche”, dio vida a Xonita, una osita de más de 20 metro de largo con un peso de 4 toneladas para obtener el Récord Guinnes por el peluche más grande de todo el mundo. El presidente municipal, Serafín Gutiérrez Morales, en compañía de los más de 60 maquiladores y productores pelucheros, presentaron este increíble oso de peluche, que llevó tres meses de preparación y esfuerzo para crear y armar los moldes gigantescos para unir las extremidades de Xonita. Además, la administración municipal y los habitantes del pueblo organizaron un programa artístico y cultural, actividades recreativas para chicos y grandes, y un corredor gastronómico para poder recibir a miles de turistas y visitantes que se dieron cita para presenciar este hecho tan histórico en la vida de Xonacatlán.

Momentos después, en punto de las 10:00 de la mañana, la verificadora de Récord Guinness llegó al estadio de futbol “Gustavo A. Vicencio” para examinar cada uno de los detalles, los materiales, los rasgos, las medidas, las dimensiones y el peso que se habían prometido en la solicitud que se mandó para ganar el récord. Dicho documento se manda a Guinness, quienes mandan un verificador para checar que la pieza o la colección o la habilidad humana son realidad y se lograron.

Después de más de cinco horas de minuciosa revisión, se enviaron distintas mediciones, cálculos de proporción y volumen a Guinnees para que se recibiera su acreditación y autorizaran la entrega pública del certificado de un nuevo récord en el mundo. De esta manera, el municipio de Xonacatlán, obtuvo el Récord Guinnes por el oso de peluche más grande.